El otro lado del muro

 

Cuando comencé en este blog escribí una entrada titulada Publicar la primera novela en la que se mencionaba la cifra de 72.416 libros publicados en España en 2014.

En el año 2017 han sido 87.292.

El número de títulos se dispara y en paralelo aumenta la dificultad de los escritores noveles para entrar en el circuito. Ante esa muchedumbre de aspirantes se erige una muralla de paredes escarpadas. En lo alto editoriales y agentes escrutan y callan, escuchando las invocaciones sin cambiar el gesto.

Pasar al otro lado del muro.

Esa es la clave, el salto cualitativo que permite entrar en otra liga, esa en la que hay posibilidades reales de ver tu obra en manos de los lectores.

Lo otro, el paraíso de la autopublicación, sigue ahí como un espejismo en el que se estrellan muchos inevitablemente. En las redes sociales es frecuente encontrar mensajes de este tipo: “Hola a todos, os presento mi última novela sobre (insertad aquí el género preferido). Podéis comprarla en Amazon por 2,99 €. Si hacéis click en el enlace aprovechad una oferta de lanzamiento por 1,99 €”.

Eso, a mi modesto entender, no es un camino que lleve muy lejos.

Personalmente prefiero los filtros de los profesionales y una edición rigurosa del texto. Por eso ni he considerado la autoedición desde que acabé mi primera novela y de eso hace ya cuatro años.

Ese camino ha llevado sin remedio a muchas decepciones, al silencio de agentes y editoriales y a plantearse en ocasiones si esto llevaba a alguna parte.

Pero esos tiempos de crisis a veces dan paso a algo nuevo, algo que nos permite arrancar con más fuerza.

En uno de esos momentos de duda me encontraba en septiembre de 2015. Hacía ya un año desde que me había puesto en el mercado y no había sacado nada en limpio de mis intentos. Un desastre absoluto. Tres o cuatro amables negativas en el mejor de los casos. El resto, un silencio sepulcral. Ah, debo añadir a aquella editorial que me pedía dinero para cofinanciar. Desechada también de la lista.

En ese estado semidepresivo se me ocurrió que podría intentar contactar con alguna persona conocida en el medio literario. Alguien que me iluminase y pudiera mostrar interés por un proyecto como el mío.

El nombre de Luis Alberto de Cuenca surgió de inmediato. El perfil era impresionante y no es necesario extenderse sobre su figura y sus múltiples facetas: poeta, articulista, filólogo, reconocido investigador del CSIC y muchas cosas más entre las que no era la menor declararse un apasionado de la historia de Bizancio. Años atrás le había escrito por alguna cuestión y ahora no fue difícil encontrar una dirección de correo válida.

En el mensaje que le envié le recordaba nuestro contacto anterior, le hablé de las novelas que estaba escribiendo sobre Jorge Maniaces y me aventuré a ofrecerle su lectura sabiendo que podría apreciarlas en su justa medida.

La respuesta llegó sólo dos o tres días después. Luis Alberto me contestó que conocía las dificultades de la entrada en el mundo editorial, que esperaba que tuviese suerte con mi novela y que, juzgando por lo bien escrito que estaba el mensaje, esa novela tenía que ser excelente y que esperaba leerla cuando estuviese en el mercado.

Era un rechazo en toda regla, pero cuando se hace con tan exquisita amabilidad uno no puede sentirse herido…

Le contesté para agradecerle su mensaje, por supuesto. Y puedo pensar que guardará en su memoria ese día, aunque sólo sea porque esa misma mañana ganó el Premio Nacional de Poesía por su obra Cuaderno de vacaciones.

¿Qué saqué yo de esta ocurrencia? Que había que hacer algo para tener visibilidad y salir del pantano en el que estaba. De ahí surgió el proyecto de hacer Desde las Blaquernas. Durante un trimestre dejé de escribir y me puse a aprender desde cero cómo construir una web. A principios de diciembre el blog comenzaba su existencia y desde entonces ha recibido miles de visitas y cuenta con suscriptores de muchas nacionalidades.

Este verano del 2018 puede haber sido otro punto de inflexión. Después de  esperar en vano respuesta de agentes que se habían interesado por mi propuesta supe de la existencia de la Agencia literaria Última Línea y contacté con su directora Yaiza Girón. Yaiza se interesó de inmediato por mi última novela y me la pidió. Me escribió pronto para decirme que deseaba representarme y con acuerdo de ambas partes llegamos pronto a un entendimiento y un contrato de representación.

De modo que tengo agente.

Esa simple afirmación es un paso enorme, como saben bien los que están en la tarea de abrirse paso. Es encontrar un punto en el que hacer pie y subir hasta la cima del muro.

Y cuando se llega allí queda lo más difícil.

Bajar.

 

Gazing chasm

 

Moisés murió a las puertas de la tierra prometida, sin poder pisarla nunca. Tener un agente no es garantía de éxito, sólo de que tendrás la posibilidad de ser escuchado en mejores condiciones que antes.

Prefiero no poner el carro antes de los bueyes, como se dice en Galicia, y no alimentar grandes expectativas. Creo que las novelas que escribo pueden tener un público y que ahora estoy en mejor situación para que sean conocidas.

Ojalá que así sea.

Y entre tanto, gracias por visitarme en Desde las Blaquernas.

Seguiremos aquí, fabulando mundos.

 

Un abrazo muy cordial

Roberto

 

Suscribirse al blog
El otro lado del muro
5 (100%) 2 votes
Roberto

Roberto Zapata es profesor y estudioso de Bizancio. Ha publicado el libro Italia bizantina 867-1071. En la actualidad escribe una trilogía ambientada en el siglo XI.

  • Jose Luis Bueno Lorenzo dice:

    Muchas felicidades Don Roberto, como lector enamorado de la Historia (con mayuscula), es un placer recibir sus trabajos, en mi proximo viaje a España, que espero pueda regresar cargado de buenos libros, confio en que pueda conocerle y felicitarle personalmente. Por favor “no ceje en el empeño”.

  • Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.ACEPTAR

    Aviso de cookies
    >
    A %d blogueros les gusta esto: